¿Cómo hacer un embargo voluntario sin fallar en el intento?

Equipo Editorial Fincompara

Equipo Editorial Fincompara

Entre las distintas modalidades que existen sobre el embargo, está presente la posibilidad, en caso de ya no poder con compromisos financieros, de optar por un embargo voluntario, con el objetivo de ceder parte de nuestros bienes tratando de evitar un impacto considerable en nuestro patrimonio.

Con una negociación previa, es factible tomar la decisión de qué parte de nuestras propiedades podemos otorgar y de tal forma también se puede garantizar el pago de alguna deuda y detener un problema de sobreendeudamiento.

¿Qué es un embargo? 

Antes de conocer que es un embargo voluntario, debes conocer que el embargo es una retención de algún bien con el fin de asegurar el pago de una deuda pendiente o ser este bien el equivalente de una cuenta sin pagar por parte del sujeto o persona embargada. Existen diferentes tipos de embargo. 

  • Embargo de muebles e inmuebles. 
  • Embargo empresarial.
  • Embargo comercial. 

¿Cómo hacer un embargo voluntario? 

Como su nombre lo indica, un embargo voluntario llevaría, por ejemplo, a un deudor a tratar de llegar a un acuerdo con la parte acusadora para finiquitar sus atrasos en pagos. En ese sentido, se trata también de un procedimiento legal en donde participan abogados y un juez determina la procedencia del embargo voluntario.

En términos generales, existen dos tipos de embargo: el preventivo, en el cual se inmovilizan bienes para que el deudor no pueda utilizarlos ni venderlos libremente y se tenga una garantía de cobro.

En el otro caso, existe el embargo ejecutivo, el cual después de una orden judicial se procede a retener bienes de una persona y proceder a su venta.

En el caso del embargo voluntario, el margen de negociación es amplio y el acusado tiene posibilidades de terminar con un adeudo de una forma ordenada que le cause menores afectaciones en sus propiedades.

Para aplicar este tipo de embargo también intervienen abogados y existen demandas de por medio. No obstante, existe la posibilidad de negociar previamente antes de recurrir a las instancias legales donde se puede inhibir la voluntad de ceder bienes sin la necesidad de ser persuadidos por alguna autoridad.

¿Quién ordena un embargo?

Si bien puede llegar a negociarse el monto de los bienes que se otorgarán bajo la medida de embargo voluntario, la responsabilidad de su procedencia recaen en un juez quien emitirá una sentencia para su ejecución. 

De hecho, se han presentado casos en donde padres ceden parte de sus bienes bajo esta figura para garantizar la pensión alimenticia de sus hijos, al tratarse de una medida con menos impacto respecto de embargos donde se impacta gravemente el capital de un deudor. 

En ese sentido, al tener el consentimiento de las partes para realizar el embargo voluntario, se puede tener un proceso menos doloroso para concluir alguna deuda e incluso alguna situación de índole personal.

Cabe recordar que en muchos casos, un embargo ejecutivo puede acabar con el patrimonio de una familia, al representar el cobro de importantes sectores, desde el bancario hasta temas familiares.

¿Cuánto demora un embargo de bienes? 

El tiempo es relativo, pero la institución que te embargue debe notificarte antes que tienes una orden de embargo: en caso de que que ya se vaya a ejecutar la orden, deben hacerte llegar un documento con la fecha y hora de la ejecución de dicho embargo de bienes. En caso de que ya estés en este problema, te compartimos algunos bienes que sí son embargables y otros que no se pueden embargar.

¿Qué no se puede embargar? 

  • Ropa o muebles de uso ordinario para el deudor. 
  • Herramientas para laborar. 
  • Maquinaria para cultivo. 
  • Armas y caballos. 
  • Sueldos y honorarios de empleados públicos. 
  • Libros.

¿Qué sí se puede embargar? 

  • Los bienes consignados como garantía. 
  • Joyas
  • Alhajas. 
  • Bienes raíces.
  • Sueldos y pensiones. 
  • Créditos vigentes.

Te recomendamos: ¿Cuánto demora un embargo de bienes? 

El impacto del embargo

Cuando se tiene la lamentable situación de enfrentar una demanda por embargo, en el peor de los escenarios el impacto material y moral suele ser muy severo. Se trata de una medida coercitiva que pega directamente en bienes que se encuentran al interior de nuestras viviendas y, en caso de tener un incumplimiento severo con los bancos, las instituciones también se encargan de buscar a los morosos. 

Así, la alternativa de tener un embargo voluntario abre la posibilidad de tener una salida negociada a conflictos, donde ambas partes pueden salir beneficiadas e inclusive evitar un proceso doloroso y de desgaste que puede romper para siempre relaciones entre personas.

En ese sentido, un embargo voluntario busca cubrir, en primer lugar, el patrimonio que representa una propiedad y su contenido, además de ofrecer un salida viable a conflictos que pueden significar una gran pérdida de dinero y de tiempo.

Quizá te interese:  ¿Cuánto demora un embargo de bienes? 

¿Cómo evitar un embargo? 

Aunque no lo creas, se puede evitar un embargo. Es muy sencillo, pagando tus deudas antes de llegar a estas instancias, con el fin de que todo lo que has construido sea reguardado por lo buen pagador que eres. En caso de que la suma de tu cuenta sea muy grande, se te recomienda buscar ayuda financiera como las reparadoras de crédito. 

¡Asesoría financiera!

Somos tu equipo de asesores y estamos aquí para orientarte en la solución de tus problemas financieros. Acércate y te ayudaremos a encontrar el producto adecuado para ti.

Información de contacto:

Actualmente, ¿tienes algún crédito activo?

¿Te encuentras al día en tus pagos?

¿Tu deuda supera los $35,000?

Conoce un poco de lo que compartimos en las redes