PréstamoSinBuró

Préstamos sin Buró de Crédito, ¿son posibles u otra estafa más?

Equipo Editorial Fincompara

Equipo Editorial Fincompara

El Buró de Crédito se ha vuelto una herramienta tan importante para el sistema financiero mexicano que existen muchos mitos alrededor de ella, por ejemplo, si te encuentras en su lista posiblemente no obtengas un nuevo préstamo que requieras; sin embargo, es necesario aclarar su funcionamiento para saber si se puede acceder a un crédito o no.

En México, y en muchas partes del mundo, todos los usuarios del sistema financiero tienen un registro del comportamiento en el pago de sus préstamos, lo que en el país se llama como historial crediticio y el cual lo administran las sociedades de información de crediticia, como Círculo de Crédito o Buró de Crédito.

 

De acuerdo con www.BurodeCrédito.mx, el historial de crédito es donde se muestran los pagos puntuales y adecuados como los atrasados de una persona. Es decir, si has sido bien o mal pagador, con la finalidad de los otorgantes de financiamiento, puedan revisar qué tan conveniente les resulte prestar o no.

Con la reforma financiera, promulgada en el 2014 por el gobierno federal, se obligó a más participantes del sistema financiero formal a consultar y reportar toda la información de sus clientes a las sociedades de información crediticia, con el fin de tener un mayor control de riesgos ante los posibles impagos del dinero que prestan.

¿HAS SIDO MAL PAGADOR?

Si has sido cumplido en el pago de tus créditos solicitados a una entidad financiera formal, posiblemente no tengas de qué preocuparte al momento de solicitar un nuevo financiamiento, pues la entidad percibirá que no hay mucho riesgo de otorgar un préstamo.

Hay que aclarar que si bien, el historial crediticio de una persona no es determinante en la decisión de una institución al momento de decidir si se te otorga un préstamo o no; sin embargo, sí es un factor de peso, por lo que, si ve que no has sido un buen pagador a lo largo de tu historia financiera, esto te dificultará de obtener un nuevo financiamiento.

 

Ahora bien, posiblemente te estés preguntando si no has sido buen pagador, si todavía hay opciones para solicitar un préstamo sin un buen historial crediticio. La respuesta es sí, son pocas, pero existen.

Por ejemplo, muchas empresas que operan bajo la figura de sociedad financiera de objeto múltiple y basan su función en otorgar créditos por Internet y si bien, consultan tu historial de crédito, también toman otros factores e información que, por ejemplo, se encuentra en las redes sociales para hacer un cruce de datos y determinar si les conviene o no otorgarte un financiamiento.

 

Por lo regular, si tienes un mal historial crediticio, las condiciones de un nuevo crédito no serán tan flexibles e incluso la tasa de interés puede elevarse considerablemente.

De acuerdo con la Condusef.mx, si una empresa dentro del mercado financiero formal, es decir que esté registrada en el Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros, ofrece préstamos por Internet, debe de cumplir con las siguientes condiciones:

En el Contrato:

  • Establecer las fechas para el cálculo de intereses o el lugar donde podrá consultarse.
  • Indicar el evento que genera la comisión, especificando su periodicidad de cobro, así como su cálculo y deben coincidir con las registradas en el Registro de Comisiones (RECO).
  • Indicar que los intereses no pueden cobrarse por adelantado y señalar el procedimiento de terminación anticipada del contrato sin responsabilidad alguna a cargo del usuario y bajo las condiciones pactadas originalmente, sin que se cobre penalización alguna.

 

En la carátula del Contrato:

  • Expresar la tasa de interés ordinaria y moratoria personalizadas en términos anuales simples, y si es fija o variable.
  • Indicar el concepto y monto de las comisiones o cláusula donde podrán consultarse.       

 

En la página de Internet:

  • No contener publicidad engañosa o que induzca a error.
  • La información de la página de internet debe ser congruente con el contrato.
  • Señalar el listado de los conceptos y montos de las comisiones o el lugar donde podrán consultarse.

Además de este tipo de instituciones, otra clase de entidades financieras formales pueden ofrecer préstamos a pesar de tu mala nota en tu historial crediticio, tales como:

  • Las sociedades cooperativas de ahorro y préstamo, que se fijan en lo que vayas ahorrando para poder determinar si te prestan un crédito o no.
  • Las entidades de financiamiento colectivo, mismas que todavía se encuentran en un proceso de autorización ante la Comisión Nacional Bancaria y de Valores.
  • Algunas empresas dedicadas al préstamo de nómina, que, si bien tiene la obligación de checar tu historial crediticio, también respaldan el financiamiento con el salario del acreditado.

¡NO CAIGAS EN FRAUDE!

En caso de que te encuentres en una situación en la que requieres financiamiento, pero tienes un mal registro crediticio, no caigas en la desesperación que te puede orillar a acudir con empresas de dudosa reputación que al final lo que buscan es estafarte.

 

Existen páginas que ofrecen créditos milagro, es decir, sin necesidad de tantos trámites y con condiciones muy favorables, además de cantidades significativas en los préstamos; sin embargo, todo esto es un gancho para embaucarte y defraudarte.

El fraude se da en el sentido que solicitan una cantidad por adelantado, con el pretexto de que deben de agilizar los trámites para otorgar el préstamo, pero al final la empresa desaparece o deja de atender tus llamadas.

 

Siempre verifica que la institución con la que tienes tratos esté debidamente constituida y regulada por las autoridades financieras, pues sólo así podrás iniciar una reclamación ante las instancias correspondientes en caso de que haya alguna situación que dirimir.

Conoce un poco de lo que compartimos en las redes