OracionesPagarMisDeudas

Las mejores: Oraciones para pagar todas mis deudas

Equipo Editorial Fincompara

Equipo Editorial Fincompara

La desesperación por no pagar una deuda con un banco nos puede llevar por varios caminos, incluso querer arreglar la situación con muestras de fe, como una oración, hacia la religión de la que uno es creyente. 

La fe y las oraciones pueden ayudar a mantener la esperanza de que podemos cumplir nuestro compromiso financiero por muy complejo que sea hacerlo; sin embargo, existen mecanismos, más terrenales, para poder hacer frente a nuestras deudas. 

Buscando por Internet uno se da cuenta que existen muchos sitios que ofrecen oraciones para salir de deudas con títulos como “oración para graves problemas económicos”, “versículos de la biblia para salir de deudas” o “quiero pagar mis deudas, señor”; todos estos nombres pueden ser atractivos y si uno se encuentra en un estado de desesperación, se puede creer que la solución llegará gracias a una ayudadita de nuestra fe. 

Se vale tener fe, eso sin duda, pero lo que no es válido es sólo mantener la esperanza de que todas las soluciones caerán desde el cielo y de un día para otro nuestros compromisos financieros desaparecerán sin que uno haga algo. 

Aquí te daremos unos consejos sobre qué hacer para prevenir caer en la preocupación, y en la intranquilidad, cuando no se puede pagar a tiempo y cómo actuar en caso de que veas que tu estabilidad financiera se está derrumbando por las deudas de dinero que tienes. 

MÉTELE AL AHORRO 

El hábito de guardar dinero puede ser muy importante para poder hacer frente a tus compromisos financieros y, además, ayudar en caso de tener una turbulencia financiera que te lleve a una situación desesperada. 

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera 2018 (ENIF), realizada por la cnbv.gob.mx, sólo 44% de la población tiene el hábito de tener un fondo de emergencias en México. 

Ahorrar pudiera parecer una tarea muy complicada, más si la mayoría de nuestros ingresos se va para el pago de deudas; sin embargo, comenzar a hacerse del hábito pudiera facilitar el camino por muy complicado que el panorama se vea. 

Pero para hacer común el hábito del ahorro hay que entender el significado de esta palabra. Según la www.rae.es, ahorrar es la acción de guardar dinero como previsión para necesidades futuras.  

Los sabios de las finanzas personales, como la Condusef.gob.mx, dicen que el porcentaje de ahorro propuesto va de 10% a 15% del total de nuestros ingresos mensuales. Es decir, si una persona gana más o menos 10,000 pesos mensuales, su ahorro tendría que ser de 1,000 pesos a 1,500 pesos al mes. 

Una de las recetas del ahorro es ser disciplinado, es decir que primero hay que fijarse un objetivo de lo que haremos con el dinero ahorrado. Esto nos indicará en cuánto tiempo podemos alcanzar nuestra meta si nos apegamos al 100% a nuestro plan. 

Hay que tener en cuenta que, aunque meterle dinero a la alcancía de cochinito es una forma de ahorro, ésta puede ser una forma poco confiable, por lo que existe una gran variedad de instrumentos financieros formales que nos pueden ayudar a conservar nuestro dinero de manera más segura. 

Desde las cuentas de ahorro que ofrecen las instituciones financieras, hasta instrumentos como CetesDirecto.com o meterle dinero a nuestra cuenta de retiro, que está en una administradora supervisada por la Consar.gob.mx, para tener una mayor capacidad financiera a la hora del retiro laboral.

No busques un milagro: préstamos para pagar deudas

A PAGAR  

Otro de los hábitos que se puede formar, además del ahorro, para poder salir de sus deudas es la de pagar, aunque sea poco, pero tratar de liquidar. Esto puede sonar fácil cuando tenemos deudas con varias instituciones financieras; sin embargo, si demuestras intención de liquidarlas, tus acreedores le podrán ofrecer una solución.

En todo caso, si tienes la disposición de pagar, pero tus acreedores no le dan una salida, o una que le convenga, puedes acercarte a las reparadoras de crédito, como ResuelveTuDeuda.com, para que te  ofrezcan una solución que se apegue a tu realidad. 

Como puedes ver, el ahorro y su compromiso de pago pueden ser mecanismos útiles para enfrentar tus deudas y claro, además de tener fe que su situación no será para siempre.

Si te interesa más el tema, te recomendamos: préstamo para salir de tu deuda

Oraciones para pagar tus deudas: 

Existen muchas oraciones para salir de deudas, solo que no existe una lírica que sea la indicada para pedir por tus cuentas. Tu rezo debe contener, las siguientes palabras para que sea funcional y puedes liquidar tu deuda: 

 

  • Pedir por el crédito que tienes pendiente. 
  • Solicitarle sabiduría para guiarte en el camino de liquidación. 
  • Después de terminar tu oración, guíate de versículos de la biblia. 

Te dejamos los mejores versiculos de la biblia respecto a las deudas, recuerda que la sabiduría viene pagando tus deudas y perdonando a todos los que te deben. El libro sagrado es muy puntual con lo que respecta a las deudas, por lo que seguir sus enseñanzas y ponerlas en práctica es la mejor solución para tus problemas financieros. 

 

Si por el contrario, buscas un milagro; este no sucederá si no pones acción en tus cuentas que debes, abonas o buscas una solución. Todo está en ti y el apoyo de Dios, siempre será incondicional si buscas una manera de que te apoye, siempre y cuando tú también aportes. 

Paguen a cada uno lo que le corresponda: si deben impuestos, paguen los impuestos; si deben contribuciones, paguen las contribuciones; al que deban respeto, muéstrenle respeto; al que deban honor, ríndanse honor. Romanos 13:7 

 

Perdónanos nuestras deudas,

como también nosotros hemos perdonado a nuestros deudores.

Mateo 6:12

 

La biblia también, especifica que es bueno el ahorro, por eso tienes que abonar al menos un 10% de tu salario al fondo de emergencias, este te ayudará a mejorar tus finanzas personales, salir de apuros y como dice el libro sagrado a enriquecerte. 

 

El dinero mal habido pronto se acaba;

quien ahorra, poco a poco se enriquece.

 

Proverbios 13:11

Conoce un poco de lo que compartimos en las redes