¿Cómo salir de deudas?

Acabar con ese préstamo que parece interminable es posible con disciplina y apretándose un poco el cinturón. Los préstamos son una buena opción para mejorar nuestro nivel de vida pero hay que ser cuidadoso en su manejo para no convertirlas en un problema.

 

Lamentablemente, en México 40 de 10 adultos tiene problemas para pagar sus deudas, de acuerdo con datos de la Encuesta Nacional de Educación Financiera de la cnbv.gob.mx.

 

Así, existen varias fórmulas para acabar con los problemas en atraso de pagos. Sin embargo, para poder aplicarlas debes conocer primero qué tipo de deudor eres.

 

¿Cuáles son los tipos de deudor?

  1. Amateur

Regularmente se trata de personas que olvidan la fecha de pago de sus tarjetas y en consecuencia se les acumulan intereses. No obstante, procuran ser cumplidos y se ponen al corriente uno o dos días después de que venció su mensual. En este caso, la recomendación es establecer algún tipo de recordatorio, por ejemplo, en el calendario del teléfono móvil y programar una alerta días antes para llevar en tiempo los pagos de las tarjetas o de cualquier otro tipo de préstamo.

  1. Profesional

Se trata de personas que regularmente dejan de pagar sus compromisos financieros. Sin embargo, en un momento deciden hacer un esfuerzo por pagar sus deudas, ya sea sacrificando otros gastos e incluso tomando una parte de sus ahorros. En este punto, ya comienzan a tener mala calificación en burodecredito.com y es muy probable que un banco u otra institución financiera les niegue un préstamo debido a su mal historial. 

 

Para este tipo de deudor, se recomienda diseñar un presupuesto en el cual se designe una partida específica para ponerse al corriente en sus atrasos. Asimismo, puede tener alguna asesoría con especialistas para controlar su grado de endeudamiento.

  1. Extremo

Lamentablemente, en este nivel, el tamaño de la deuda sobrepasa los ingresos y cualquier capacidad de pago. Se trata de personas que dejaron acumular miles de pesos en intereses y préstamos sin pagar, con lo que no tienen ninguna posibilidad de obtener algún crédito o dinero adicional para disminuir la carga de su deuda.

 

A la par, su grado de endeudamiento es muy probable que ya haya afectado otros aspectos de su vida personal o familiar, con una merma significativa en sus ingresos.

 

Para este tipo de deudor la mejor opción es acercarse a una reparadora de crédito.  Si te preguntas cómo sales deudas obteniendo este servicio, te explicamos.  Ellos negociarán con el banco, propondrán un periodo razonable para el pago y te diseñarán un esquema de ahorro para cubrir con tus compromisos financieros. Si se respeta la propuesta, el deudor extremo podrá terminar con su pesada carga  y saneará sus finanzas personales.

¿Qué es Fincompara?

Somos tu equipo de asesores y estamos aquí para orientarte en la solución de tus problemas financieros. Acércate y te ayudaremos a encontrar el producto adecuado para ti.

Información de contacto:

Actualmente, ¿tienes algún crédito activo?

¿Te encuntras al día en tus pagos?

¿tu deuda supera los $35,000?

A cuidar el bolsillo

Se debe recordar que cualquier deuda no debe rebasar 30% de nuestros ingresos. Al mantenerse en este rango, nos quedará dinero suficiente para cubrir gastos importantes en nuestra vida como el pago de vivienda, alimentación, salud, educación, por mencionar algunos.

 

Si se rebasa dicho porcentaje de lo que se destina del sueldo a pagar préstamos u otro tipo de compromisos financieros, se considera un sobreendeudamiento. Esta situación que tiene efectos negativos tanto en el manejo del dinero como en aspectos personales.

Es muy importante quitarse la idea de que las deudas son malas. Solicitar préstamos y utilizar correctamente la tarjeta de crédito nos abre la puerta a muchas oportunidades de crecimiento. Desde la adquisición de una casa y otro tipo de bienes, hasta para emprender un negocio. 

No existen remedios mágicos

Otra recomendación básica es evitar caer en pánico y dejarse llevar por “soluciones mágicas” que pueden encontrarse en internet o supuestas recomendaciones de conocidos que salieron de sus deudas de la noche a la mañana. En la mayoría de los casos se trata se fraudes que nos harán pasar un mal rato y provocarnos una pérdida de tiempo y dinero.

Si en este momento consideras que ya no puedes pagar tus deudas, acércate a con tu banco a tratar de negociar y también consulta con una reparadora de crédito. Estás a tiempo de solucionar el problema..

Contacto: hola@fincompara.com. Tel: 800 4794 124.
Calzada de Acoxpa 566 Prado Coapa Segunda Sección, Alcaldía Tlalpan 14350 Ciudad de México, CDMX © 2019 Fincompara. Todos los derechos reservados.